http://noeresunasolapersona.blogspot.com.es/search/label/Relatos%20brevesPáginas

domingo, 16 de noviembre de 2014

Residencial Paraiso





Aquí hemos venido a descansar. Hemos tenido suerte porque no habíamos realizado ninguna reserva y vinieron las prisas de última hora. Contamos con la colaboración de nuestras familias y algunos amigos que, inmediatamente, echaron una mano con los preparativos.
Ahora que no nos oyen, reconozco que la habitación es un poco pequeña y que el sitio no nos acaba de gustar: húmedo, oscuro y demasiado silencioso para los que estamos acostumbrados al bullicio de Madrid.
Pero la despedida ha resultado muy conmovedora. Jamás hubiéramos esperado tanta gente. Ni las flores. Ni la misa. Mucho menos la frase con esa placa que no entendemos. Ya sabes que, bueno, nunca se nos dio bien el latín. Pero ahí está la placa, tan bonita, con esa frase, mírala:

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Deja tu comentario